ÚLTIMAS EVALUACIONES VIBROACÚSTICAS. PASO DE TRENES RODALIES BCN.

Los estudios realizados recientemente en futuras promociones de viviendas en centros urbanos tales como los de VILANOVA I LA GELTRÚ. CASTELDEFELS, MATARÓ o SANT VICENÇ DELS HORTS para la construcción de nuevas edificaciones, son muy ilustrativos de la importancia de la caracterización minuciosa de las fuentes vibroacústicas.

Las tipologías de la vía ( desde traviesas de madera sobre balasto a traviesas sintéticas aisladas o «flotantes» sobre losas de hormigón), sus singularidades (cambios de vía, curvas, puentes, desgaste por uso, etc) y las tipologías y frecuencias de paso de los trenes que eventualmente circulan por la vía (alta velocidad, doble piso, trenes de trasporte de carga como los de la minas de potasa o SEAT en vías de FGC), para mismas soluciones constructivas y con el resto de parámetros usados en las prognosis prácticamente idénticos pueden llevar a resultados de evaluación de niveles muy diferentes.

Una misma línea ferroviaria, según el tramo en que se edifique, puede resultar transmisora de niveles vibroacústicos muy por debajo de los límites de confort recomendables y por contra, en otros tramos requerir de «mejoras» estructurales (aislamientos tipo muelles, elastómeros, alteraciones de impedancias en forjados, pantallas acústicas. etc).

La actual legislación deja claro que «el último que llega» (sea la infraestructura ferroviaria o sea el promotor residencial) es el que debe adaptarse a las condiciones de contorno existentes. De acuerdo, pero en nuestra opinión deberían existir unos valores máximos admisibles de generación vibroacústica asociada a sus fuentes en el paso de zonas habitadas.